VOLVER
        AL MENÚ

        Una de las cosas que María me dejó bien claro desde el primer momento que nos conocimos es que la playa donde viven no podía faltar en la historia de su boda. Ni la playa, ni su pequeña perrita Xica. Y aquí estamos, en ese lugar tan especial para ellos, en esta Preboda en la playa de la Alcaidesa.

        Una zona que como fotógrafa de bodas en Cádiz me gusta mucho ya que puedes perderte por sus infinitos rincones entre la naturaleza y la playa, una zona tranquila donde ellos se puedan sentir relajados. Un paraje perfecto para una sesión de fotos en la playa. Como siempre digo: fotos sin posados, naturales,  es como dar un paseo con amigos. Y aunque ya era verano y las playas tienden a llenarse de gente, nos fuimos a última hora de la tarde, en esa hora mágica del atardecer, un día entre semana, para estar tranquilos y disfrutar paseando, por lo que conseguimos crear la atmósfera que queríamos para disfrutar en cada momento.

        María y Miguel son dos de esas personas que desde que los conoces sientes que hay un feeling especial con ellos, de esas personas que parece que conoces desde siempre y con las que te sientes cómodo. Y con los que sientes que aún quedan muchas cosas que contar, muchos caminos aún por los que cruzarse, u otras bodas… como la de sus amigos en la que coincidimos hace poco. Historias de historias que se entrelazan para formar una sola.

        Esperando con ganas que llegue Septiembre!!

        2 COMMENTS

        Se os¡!¡¡!¡Radiantes¡!¡!¡ tal y como sois.. preciosas fotos Enhorabuena ya mismo os veo en el altar¡!¡¡ 🙂

        Si que se les ve radiantes! La verdad es que desprendían muchísima complicidad y amor y eso se refleja en las fotos de estos dos bonitos!! Ya apenas les queda nada para su gran día!!Un saludo Nieves!!

        Deja un comentario